Una idea de buenas finanzas personales y empresariales

Businessman

Si bien esto puede ser polémico, tal vez empezar con una idea de como se quiere enfocar el conocimiento en las finanzas e ir creciendo sea una buena idea. Desglosaremos todos los ingresos en diferentes tipos de ingresos según como se consiguen.

Ingresos activos

Tradicionalmente, estos eran los ingresos principales de cualquier persona obrera, trabajadora… como quieran llamarle. Si bien es, o debe ser la primera forma de generar ingresos, no tiene porqué ser la única.

Empezar con ingresos activos es genial ya que ayuda a saber, si se es joven, lo que cuesta de ganar el dinero. También ayuda a sentar unas buenas bases para futuros ingresos pasivos. Siempre debe haber cierta actividad en este tipo de ingresos para no perder el norte, saber lo que se demanda en el mercado y anticiparse a cambios. Este último punto puede ser un poco vago si se generan ingresos únicamente con ingresos pasivos.

Finanzas tanto personales como empresariales.

Ingresos pasivos

Estos pueden ser los más interesantes de cara al futuro. Los ingresos pasivos permiten alcanzar la libertad financiera, pero no deben cegar al que genera ingresos de este tipo.

Este tipo de ingresos pueden ser muy atractivos, pero pueden fallar en momentos difíciles o cambios de este. Al ser pasivos, en determinados momentos puede ser que el beneficiario no tenga el control absoluto de estos. Diversificar, puede ser una de las soluciones.

Los ingresos pasivos pueden generar desde un pequeño extra al principio hasta gran parte de los ingresos con un  buen trabajo a futuro. Revisar estas inversiones y ver que tal van y todo lo que le rodea es muy importante.

¿Qué sería un buen plan de finanzas?

Bien, habiendo aclarado los tipos de ingresos pasivos y activos, nuestra estrategia, nuestra idea de buenas finanzas es fácilmente deducible.

Los ingresos activos siempre deben estar presentes, como es normal. Con el tiempo, estos pueden ir decreciendo, o estancarse frente al crecimiento de los ingresos pasivos, pero nunca desaparecer.

En cuanto a los ingresos pasivos, es difícil que estos aparezcan automáticamente, o no deberían hacerlo, mejor dicho. Estos deben tener un trabajo previo que aseguren su viabilidad a futuro y que no causen problemas posteriores. También cierta revisión periódica que permita que continuen ahí dichos ingresos y que abran las puertas a posibles ingresos pasivos extra.

Trabajando en finanzas personales y empresariales

Con lo dicho anteriormente, es dificil asignar un porcentaje a cada parte, depende de personas, mercado y un montón más de variables como la competencia. Una proporción bastante buena puede ser un 70% de ingresos pasivos y un 30% de ingresos activos como objetivo.

¿Y ustedes? ¿Ya tienen su plan para manejar los ingresos? ¿En qué proporción tienen sus ingresos? Tal vez deban antes de trabajar las finanzas, trabajar en sus fortalezas y debilidades para enfocarse en lo que son realmente buenos. El análisis DAFO les ayudará en este cometido.

One thought on “Una idea de buenas finanzas personales y empresariales

Deja un comentario